Odontología Naturista: Evitar dolor en la visita al odontólogo

La base de una buena atención odontológica sin dolor es la relajación. ¿Cómo se logra? El secreto es crear un microclima especial. Ante todo hay que recurrir a la aromaterapia. Tanto en la sala de espera como en el consultorio, el perfume de los aceites esenciales actúa a través del bulbo olfatorio sobre la parte psíquica y los estados de ánimo.

dolor odontologia

Lavanda para sedar, romero para reactivar, naranja para alegran limón para la claridad mental, o mejorana para pensar. Porque el paciente asiste al consultorio con miedo, cargado de iones positivos, e ingresa a un ambiente plagado de iones negativos. Los positivos de la persona con los negativos del ambiente se fusionan y logran neutralizarse.

Este microclima se complementa con la musicoterapia, el uso de melodías especialmente seleccionadas para que los pacientes se sientan mejor antes de la consulta. La musicoterapia colabora en la estabilidad emocional, favoreciendo la entrega y la confianza del paciente en el odontólogo. La música ocupa el espacio que ocuparía el dolor, y recibe el nombre técnico de audioanalgesia.

Sin embargo, en ocasiones se deja de utilizar música de relajación, porque la persona se duerme o siente sensación de desmayo. En ese caso, además de usar una esencia energizante como el romero, se recurre a una música como los latidos de un corazón, que aumenta en forma automática el ritmo cardiaco. Además, se implementan técnicas como la sofrosis, o la hipnosis clínica, debido a que con la técnica de la palabra el especialista logra sedar al paciente. El éxito de esta terapia consistirá en utilizar la palabra correcta.

Para hacer uso de todas estas técnicas, es necesario elaborar la historia clínica. A través de una conversación, se le pregunta qué le pasa y qué es lo que quiere. Se trata de ubicarse en el mismo nivel que él evitando técnicas violentas, que si bien son más cómodas para el profesional, la persona afectada queda inmovilizada entre los aparatos, sin poder expresarse. La comunicación entre el profesional y el paciente es el primer paso para realizar un buen tratamiento.

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *